Serenidad, equilibrio y elegancia

MINOS lacado —

La puerta lisa, sin adornos, transmite serenidad y equilibrio. No hay nada que moleste a la vista. El acero es su complemento perfecto, la suavidad de sus aristas y su fría elegancia contrasta con la calidez de la laca.

Doble isla y zona de columnas